Sin Botones: “Falta muchísimo para llegar al techo de esta banda”

La segunda placa discográfica de Sin Botones es Circo de Mentiras, y continúa golpeando bien fuerte en el sur del conurbano bonaerense. Con un crecimiento constante en convocatoria, la banda vuelve al Auditorio Sur este sábado 23 de septiembre en una fecha en la que, como afirma el saxofonista Ezequiel Sandes, vienen trabajando desde hace mucho tiempo. “Queremos que tanto la lista como la producción sean perfectas”.

-¿Qué plus tiene la preparación para este tipo de shows tan importantes?

-Requiere un poco más de esfuerzo este tipo de fechas, así que estamos haciendo todos los ajustes necesarios al show para que sea sorprendente de punta a punta. La idea es generar muchos clímax ya que tenés canciones al palo y otras medias baladas. Eso te permite jugar más en el show.

-¿Cómo están viviendo esta actualidad en la que están creciendo en convocatoria constantemente?

-Tranquilos, es parte de un proceso y un grupo de trabajo que se viene armando hace más de dos años. Una buena organización te permite enfocarte en otras cosas ya que te desliga un poco de la presión del show.

-¿Cuál es la evolución que más notan en Circo de Mentiras?

-Al tener tres años de distancia entre disco y disco, te permite notar las diferencias musicales que hubo en algunos músicos que crecieron de forma notable.

-¿Sienten que lograron consolidar un estilo bien de la banda?

-Creo que estamos lejos de un estilo consolidado, si bien ya está encarrilado y tiene su identidad, falta muchísimo para llegar al techo de esta banda.

-¿Cómo ven la escena de hoy en día tanto en lo musical como en lo extra musical?

-Creo que depende de cómo te manejes vos como banda. Hay músicos que entienden del sacrificio para poder subir a los escenarios como Auditorio Sur y esto implica, además ir a volantear, vender entradas, ir a notas y más. La escena cambia mucho para los que afrontamos estos desafíos. También están los que se prenden del esfuerzo de los demás y después salen en la foto. Pero bueno, son cosas que siempre existen.