Narvales: “Revivimos constantemente”

La prolífica ciudad de La Plata es cuna del rock argentino desde siempre y no dejan de aflorar bandas año tras año. Narvales nació hace ya una década y presenta su tercer disco de estudio, Después de la Tormenta con doble show. La ciudad de las diagonales ya fue testigo de la primera parte y ahora es el turno de Buenos Aires, en Beatflow, el próximo viernes 23 de septiembre, con Atropello Carregal como banda invitada.

“Estamos ensayando mucho, y tenemos ansiedad y ganas de que llegue el día, creemos que puede ser un show bisagra para nosotros en Capital Federal, donde estamos dando nuestros primeros pasos”, confiesa el cantante Nacho Bruno.

-Ya lo presentaron de locales en un Lucamba lleno, ¿cómo vivieron esa noche?

-Fue una noche hermosa, llena de amigos en el escenario y abajo, a sala con la gente prendida fuego y nosotros también. Hicimos una lista media que dejó a la gente manija, así que esperando que también nos acompañen a Beatflow. Abrió la noche una gran banda, que ya son amigos y suenan del carajo como es Oridios, a quienes desde acá les agradecemos el respeto y la buena onda. Fue una noche mágica, en la que tuvimos el problema de que no pudimos presentar los discos a la gente porque nos llegaron mal grabados la noche anterior. Pero la gente tuvo paciencia, nos entendió e hizo de la noche un infierno encantador.

-¿Qué evolución principal le ven a Después de la Tormenta respecto a sus trabajos anteriores?

-Trabajamos mucho para que funcione la canción, nos compenetramos en el audio, en grabar con muchas violas y equipos de primera. No quiere decir que en los anteriores discos no haya sido así pero la verdad es que en este además encontramos en la simpleza, un método para encarar los temas y que sean cortos pero eficaces. El trabajo de nuestro productor musical Yamil Salvador (Guasones) fue realmente grosso, nos sentimos muy cómodos y pensamos que es el mejor disco de los tres, porque representa nuestro momento actual a la perfección y la gente lo ha recibido de la mejor manera.

Como dato característico, este nuevo trabajo fue financiado por la banda en conjunto con el público, bajo la campaña “Vos sos el productor”. “La idea nació fundamentalmente nace de la necesidad de hacer un disco y no tener un mango, de tener material musical para producir algo bueno y no tener los medios para poder plasmarlo”, explica lisa y llanamente Nacho. “Estamos acostumbrados a que todo se nos haga un poco difícil, así que lo encaramos con mucha fuerza y nos dimos cuenta de que nos dio un envión bárbaro, nos proyectó aún más adelante de lo que la banda ya se había ganado”.

-Fue algo que llamó mucho la atención.

-Sí. la verdad que nos impresionó la respuesta no solo de la gente, sino de los medios que levantaron esto, los lugares, productores, etc. Fue realmente una experiencia impresionante.

-¿Con qué situaciones se encontraron a partir de esta propuesta?

-La verdad que sí, pasaron cosas locas (risas). Porque la idea de salirnos de las plataformas habituales del crowfunding nos llevó a conocer a mucha gente, nos dio el cara a cara con un montón de público que no conocíamos. Desde invitarnos a tomar una birra, a tomar un helado o por ejemplo que nos mandaran 100 dólares desde Estados Unidos, y la verdad no pensábamos que fuera cierto: fuimos a una dirección donde nos mandaron y, ¡ahí estaba la plata! Hemos ido a una rotisería , donde un chabón nos escribió y además de colaborar con el cartón de canje, nos regaló pizzas para hornear, así que en ese ensayo comimos de arriba (más risas). Muchas experiencias gratas, fue increíble, desgastante, pero nos trajo mucha felicidad.

-Hay un afloramiento de bandas de rock en crecimiento en la actualidad, ¿se sienten parte de esta camada?

-Más allá de que tenemos 10 años de carrera creemos que sí, nos sentimos una banda nueva, porque de hecho nos revivimos constantemente y nos hemos hecho parte de un circuito en franco crecimiento. Tenemos muchos amigos que están creciendo y nosotros no somos la excepción, así que si, nos sentimos parte de un reflorecimiento del rock más crudo, que luego de la terrible tragedia de Cromañón, retrocedió enormemente, no tanto abrazando los corazones de los pibes sino a nivel mediático, de lugares para tocar, etc. Nos sentimos parte de una nueva camada y lo vamos a explotar a fondo.

-Y hablando de eso, en La Plata, tanto como en Capital, las bandas están teniendo bastantes problemas para tocar, ¿cómo está toda esta cuestión en la actualidad en La Plata?

-Musicalmente la ciudad de La Plata siempre está bien, porque hay mucha oferta, de todos los estilos; el rock tiene un lugar importante y destacado en la cultura y la idiosincrasia, hay grandes exponentes del género y hay cantidades de grupos, eso es bueno, y algo que se contrapone con la oferta de lugares que es sumamente escasa, donde hay solo un lugar donde se toca y no se paga que es Pura Vida, nuestra casa, el lugar donde solemos tocar. Estamos realmente atravesando una crisis en ese sentido ya que no hay bares, solo existen  salas, lo que representa gastos enormes para hacer una fecha. Es difícil para una banda media, que no lleva mucha gente, y la verdad que nunca pasmos un momento tan dramático a nivel lugares como este. Pero bueno, el rock siempre fue de vanguardia y tuvo como bandera la protesta también, en los peores momentos del país surgieron grandes bandas y grandes movimientos, por ende creo que se viene un buen momento para el rock.