Esencia Vudú: “Si no laburás más allá de las canciones no lográs nada”

Jueves 7 de julio es el día que marca el calendario. La víspera a otro feriado hace que la invitación de Esencia Vudú a la prensa en el Imaginario Cultural del barrio de Almagro sea alegre y festiva. La excusa es más que válida: la presentación oficial de Reflejos, su segundo disco, en The Roxy Live el próximo 21 de Julio.

Entre cervezas, maní y pizzas, Preii Ávalo (guitarra y coros) y Christian Alliana (bajo y coros) se prestan a una placentera charla sobre vida, historia, presente y futuro de este cuarteto de rock fundado en el año 2009, el cual completa su formación con Pablo Rivero (Voz, guitarra, pianos, teclados y coros) y Rafael Bianchi (batería y coros).

“La decisión artística principal fue no repetirnos”, comienza Alliana y profundiza acerca del puntapié inicial del disco: “Lo trabajamos de manera diferente al anterior ya desde la misma concepción de las canciones. Si bien los temas ya estaban armados, fueron presentados al productor Joaquín Rosson y en los ensayos de pre producción en el estudio se le dio forma a los arreglos y a los detalles que dieron una conformidad grupal”.

-Reflejos es una palabra con varios significados. ¿Cómo llegaron al concepto y al título del disco?

Preii Ávalo: -Se refiere a que el disco es un reflejo de nosotros mismos, sumado a que es un reflejo del que lo escucha, ya que hubo mucha gente que se sintió identificada con los temas. Además como banda somos muy distintos entre nosotros pero tenemos el punto de encuentro en las canciones. A partir de ese concepto se trabajó toda el arte y diseño del disco.

-Musicalmente el disco se posa sobre el rock pero sin embargo, y casi como hilo conductor, está la intervención de instrumentos como el piano y cuerdas embelleciendo durante el repaso general. ¿Cómo decidieron incorporarlos?

Christian Alliana: -Está el caso del tema “Ilusiones”, que Pablo nos lo mostró en el piano y entendimos que no lo íbamos a recubrir con muchas cosas para mantenerlo despojado y estaba bueno, y de hecho fue un tema de los más adoptados por la gente. El disco está basado en el rock y en el caso puntual de este tema funciona como un descanso. Con respecto a los arreglos de cuerdas, fueron producto de experimentar y jugar en el estudio. Tuvimos un trabajo de pre producción de ocho meses el cual nos allanó el camino a la hora de grabar y experimentar.

-Buceando un en las letras,  hay historias urbanas, de amor y desengaño. ¿Sienten que es un disco introspectivo, alegre o está mezclado?

CA: -Si bien hay historias en primera persona con las que uno se puede identificar más fácil, no es tan introspectivo como Umbral (2013). “Ilusiones” es un tema introspectivo, después el tema “En cierta forma” e “Invierno” quizá también vayan por esa línea. Pero en la generalidad, el disco es positivo, no es depresivo en sí.
PA: -En realidad eso es lo bueno del disco: conviven temas como “Enciende la mecha” que no tiene nada que ver con “Ilusiones”, sin embargo se cruzan sin problemas.

-¿Cómo fue la selección de temas?

PA: -Teníamos una lista de diecisiete temas que lo bajamos a diez. No hubo mucho problema, íbamos tocando los temas con el productor y por decantación iban cayendo algunos que no estaban listos aún.
CA: -Quizá con uno solo hubo discusión que estuvo ahí hasta el final. De hecho en el disco hay temas que son viejos pero que recién ahora estuvieron preparados ahora para salir al ruedo. Y la idea fue hacer un disco corto, para la escucha de hoy en día es más ameno y a la vez te quedás con ganas de volver a escucharlo.

-¿En qué momento personal los encuentra a ustedes, con todo lo tensionante que significa producir, grabar y lanzar un disco para una banda autogestionada?

PA: -La música es el 10% de todo el laburo que hacemos aparte. Todos los días estamos tratando de gestionar muchas cosas y solapando para cubrirnos. Cuando lo ves desde lejos se nota que hay una unión muy importante. Todos estamos poniendo todo en esto.
CA: -Nos dimos cuenta de que si no laburás más allá de las canciones no lográs nada. Creemos que hay salir a tocar, salir a defenderlos. Son muchas patas en las que estamos muy pendientes. El circuito no es muy grande, o sea hay muchas bandas. Pero la forma de difundir se acota. En su momento, con el primer disco decidimos mandarlo por whatsapp que fue una buena idea y que funcionó muy bien. Y de ahí disparó a los otros formatos en lo que se puede escuchar.

-¿Qué les pasa al ensayar el disco? ¿Y qué nos espera para el 21?

PA: -El vivo grapa mucho más que el disco, no porque el disco sea malo sino porque te da una potencia diferente y estamos preparando algo más impactante en la cuestión audio visual para el Roxy. Pensamos que era el lugar ideal para hacer la puesta que pretendemos que tenga la presentación. Y va a haber sorpresas.
CA: -Lo que tienen los discos es que es muy difícil de reproducirlos tal cual fueron grabados. Por lo tanto estamos tratando de ejercitar la creatividad para sonar lo más fieles posibles. Y en el Roxy va a haber temas que no tocamos nunca en vivo y estamos expectantes de ver la reacción que causa en el público.

-¿Cómo sigue la vida de Esencia Vudú después del 21 de julio?

CA: -La idea es tratar de ir al interior. De hecho ya empezamos: estuvimos en el Chivilcoy y en Rosario que se dio la particularidad de que armó una movida muy copada por parte del público para que fuéramos a tocar. Fue muy emocionante para nosotros que tuviéramos esa repercusión y que se haya gestado algo lindo en particular con la cuidad de Rosario.

 

* Esencia Vudú se presenta este jueves 21 de julio en The Roxy Live (Niceto Vega 5542, CABA) a las 20 Hs.