Aztecas Tupro: “Siempre llegamos hasta donde quisimos con las canciones”

Aztecas Tupro presenta su disco homónimo este viernes en La Trastienda Club a las 23hs, luego de cuatro años sin novedades discográficas (que de todas formas incluyó la edición del EP La Mezcla, 2013) donde la banda mutó, pero nunca dejó de sonar en vivo. Están más renovados que nunca y prometen un show intenso para cerrar la semana. Sergio Korin, uno de los guitarristas de la banda, nos contó un poco acerca del momento actual del sexteto.

-Estuvieron un largo tiempo sin editar un disco nuevo, ¿fue parte de un proceso que la banda necesitaba?

-Estuvimos mucho tiempo dedicándonos al disco nuevo, al mismo tiempo que seguimos tocando en vivo “Imaginar” y el repertorio de siempre. Fue algo buscado, la necesidad de experimentar nosotros mismos la auto producción, desde el comienzo de la primera canción hasta el último retoque de mezcla. El sonido mas rockero resultante en “Aztecas Tupro” fue la conjunción de hacer las canciones, grabarlas, editarlas, mezclarlas, y encontrarse con todos los desafíos que eso implicaba, y resolverlos saliendo airosos.

-El disco ya tiene varios meses de rodaje y muchos shows encima, ¿qué fue lo más importante que pudieron lograr con “Aztecas Tupro”?

-Yo creo que fue un ida y vuelta entre el sonido rockero del disco, y lo rockera que está la banda en el vivo: antes de que salga el material nuevo, veníamos tocando con nueva formación, un sexteto, y eso se terminó plasmando indefectiblemente en él. Hay una unidad y una coherencia entre los dos formatos, y eso está bueno, poder reflejar el disco en el vivo. En este momento también estamos preparando un tercer video para la llegada de la con “Yin yang” y “Escalones”.

-Las nuevas canciones presentan una nueva mixtura de sonidos, ¿qué fue lo que cambió para que estos sonidos aparezcan?

-Bueno, un poco lo que te contaba antes, del tema del sexteto más rockero, ya sin percusión ni sección de vientos fija (lo que hace que la banda pueda funcionar perfectamente con o sin ellas), sumado al trabajo de experimentación en nuestro estudio durante todo el proceso de creación y grabación: guitarras, capas de teclados y sintetizadores como nunca antes, muchos coros y un trabajo más cuidado en el audio de las bases. Es decir, es la confluencia de todas estas cosas lo que se va amalgamando: la formación, el vivo, el disco nuevo, pero lo más importante de todo es que siempre se llegó hasta donde queríamos con las canciones, priorizando lo que consideramos necesario para cada una.

-Con casi dos décadas de música, ¿cuáles son los objetivos que se propone la banda? ¿Cuál es la clave para no caer en la monotonía?

-Aztecas siempre ofrece shows nuevos, renovando repertorio y formato, y la posibilidad más ahora de hacer nuestros propios discos, le dan un toque especial y reflejan cada momento de la banda. Si bien siguen estando las raíces en el reggae, quizás ahora están matizándose un poco el punk y el género canción en sÍ, y eso es fiel a lo que nos pasa en cada momento. y también esto de tener 20 añitos, te permite hacer una “ciclografía” donde puedas mostrar clásicos de otros tiempos y renovarlos, hacerlos sonar como en 2014, como hicimos en marzo pasado. Seguramente estaremos repitiendo esta serie de ciclos discográficos en 2015.

-¿Qué tenemos que esperar para el viernes en La Trastienda?

-Un show muy compacto, con muchos momentos para bailar y saltar pero también escuchar y disfrutar de toda la buena música que tenemos para darles, junto con el buen sonido y la puesta de luces que el lugar permite. Estamos contentos siempre de pisar este escenario, y no tengan dudas de que se van a ir con la panza bien llena de Aztecas. ¡No va a faltar nada!